jueves, 31 de diciembre de 2015

That's a wrap: Diciembre 2015 + Cierre anual

¡Muy buen día, personas!

Es cosa del destino que el último día del año haya caído en el único día de la semana que (según nuestra agenda) tenemos para entrada libre, un saludo al Demonio de las Fechas que Caen en el Día Incorrecto, como diría John Connolly, que se debe haber olvidado de nosotros esta vez.

De cierre anual no va a haber mucho, porque ni hice desafíos ni llevé la cuenta de lo que leí, pero me parece feo empezar el 2016 sin haber cerrado oficialmente el 2015 antes, jaja. ¡Empecemos!




Reseñamos Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo, de Benjamin Alire Sáenz (libro bello si los hay), Sueños de dioses y monstruos, de Laini Taylor y El ángel más tonto del mundo, de Christopher Moore, y los tres se llevaron sus cinco planetitas; aplausos, por favor.

Hicimos Top Ten de los mejores libros que leí este año, mis logros literarios, los libros que quisiera que Santa me deje abajo del árbol, y las lecturas que espero con más ganas para el año que entra (dos de cuatro las modifiqué un poquito, pero me lo van a perdonar porque me quieren. ¿No? ¿¿No??).

En Netflix & Chill, vimos la adaptación cinematográfica de mi libro favorito de la vida por siempre jamás, también conocido como El Principito (y quizá sea mi adaptación cinematográfica favorita de la vida por siempre jamás, también).

Estrenamos sección, #aesthetic, con la toma navideña de los bookstagrammers y sus bellezas de fotografías que nosotros meros mortales sólo podemos aspirar a lograr.
En K-Wave escuchamos una de mis nuevas canciones navideñas favoritas y una de las que más escuché en estas últimas semanas, Snow Candy, de Sistar, Boyfriend y K.Will.

Por último, retomamos el hábito (o algo así) e hicimos, después de muchos meses, un book tag navideño. Lo más probable es que hagamos uno de estos una vez al mes, pero ya vamos a ir viendo.


En lo que a cierre del año se refiere, como dije, no puedo hacer mucho en cuestiones de números. Lo que sí puedo decirles es que pasamos de la nada absoluta a un total de 32 entradas en tres meses, divididas en doce secciones, y que una vez establecido el calendario, no me salteé ni una. Y no es porque me lo tome como una obligación, sino como una responsabilidad; me gusta hacerlo, y me da mucho orgullo haberlo logrado de nuevo.

En lo personal, creo que siempre es difícil hacer un balance real, que implicaría literalmente poner todo en una balanza y ver si pesa más lo bueno y lo malo. Me pasaron cosas muy buenas y también cosas muy malas, y no creo que sean equiparables en ningún nivel. Lo que aprendí en este año es que no se puede ser ni totalmente positivo ni totalmente negativo, que no se existe sin un poco de ambas, y que eso está bien. Que a veces tenemos que permitirnos estar tristes y después tenemos que levantarnos y patear al mundo en el culo. Creo que eso es lo que me llevo.

Me gustaría que me cuenten sus ideas respecto de los balances de fin de año. ¿Sirven de algo? ¿Los hacen, o ni siquiera lo intentan? ¿Les gustaría probarlo? Y más importante que eso: ¿qué se llevan del 2015?

Espero que sus años hayan sido tan maravillosos como es humanamente posible, y que el 2016 los espere con los brazos abiertos. Gracias de corazón por estar todavía por acá, a los que están desde siempre y a los que llegaron hace poco; y va a ser un honor y un placer compartir el año que entra con ustedes ♥

Atomic Kitten, fuera. ¡Nos vemos el año que viene!

4 comentarios:

Eva Ferrero dijo...

Hola

La verdad que no me había parado a hacer un balance propiamente dicho, si que me pare a pensar en todas las cosas buenas que me pasaron y evite pensar en las malas.
Muy buena la entrada.

Saludos

Abbie dijo...

Del 2015 me llevo: isolation is bad for you. Asking for help is good for you.
Es lo más importante que aprendí tbh.
Quisiera que nunca te pasaran cosas malas pero así es la vida y </3
te hamo :3

Maii dijo...

Hola bb♡
LOS TRES CINCO PLANETITAS QUE LINDO
Un buen mes<3
Y un muy buen regreso a la bloggosfera de uno de mis blogs favoritos de la vida sí
Gracias por las palabras en todos lados, ily♡ Feliz año!

Martina Laxague dijo...

"y patear al mundo en el culo" remil si
De la nada absoluta a estar re bien ordenada y cosas <3<3<3<3 qué lindo todo la verdá